Marcas / March 16 2015

Alfonso Marina, orgullo mexicano

¿Quién es Alfonso Marina? A decir de la crítica especializada, simplemente el mejor ebanista de México; basta revisar sitios de referencia como houzz.com o publicaciones especializadas como Architectural Digest, Milieu o Traditional Home, para encontrar entusiastas críticas a sus creaciones: mientras una reseña califica de sorprendente una mesa de su creación que hoy se encuentra en una casa de la Toscana, otra nota subraya que sus sillas son el único complemento posible a la decoración de un apartamento en Manhattan. No hace falta decir que muchas de sus piezas son codiciadas por coleccionistas de todo el mundo.

Alfonso Marina se inició hace más de 40 años en un oficio en el que en nuestro país abundan los maestros, pero quizás la razón de su éxito es que desde un principio se propuso ofrecer piezas de una calidad superior. Sus diseños, señalan los expertos, se caracterizan por una elegancia casual en la que impera la armonía en el diseño y la proporción. Otro de sus aciertos fue no limitarse a un cierto periodo histórico, un vicio en el que, lamentablemente, suelen caer algunos de nuestros ebanistas que ven en este arte una suerte de extensión del pasado, lo que los hace poco dados a innovar. Este jamás ha sido el caso de Marina, pues aunque su mobiliario sea clásico, él no ha dudado en experimentar.

A lo anterior sumemos otro elemento clave: la calidad. Alfonso Marina trabaja sólo con los mejores materiales (eso sí, siempre usando maderas sustentables), mientras que otros elementos como los herrajes ornamentales, también se producen en su fábrica. Nada se deja al azar.

Por último, está el proceso artesanal, algo que seguramente conquistó al mercado internacional; verdaderos maestros ebanistas que logran ese trabajo de la pátina y el aviejado del mobiliario.

Sin duda, el nombre de Alfonso Marina es sinónimo de talento mexicano, y lo mejor es que Casa Palacio acaba de inaugurar el córner de la marca en la tienda de Antara.