Marcas / septiembre 24 2014

Baccarat: celebrando un clásico

cover_baccarat

Baccarat: celebrando un clásico

La maison cumple 250 años de ser sinónimo de lujo y para conmemorar su aniversario, ha preparado una serie de eventos espectaculares; por supuesto, Casa Palacio se une a este festejo.

 

Con más de dos siglos de historia, la casa Baccarat ha sido testigo –e incluso protagonista– de los acontecimientos que han marcado al mundo: desde la era industrial en el siglo XIX hasta el advenimiento de la globalización en el siglo XXI.
En su momento te hemos contado su fascinante historia, que arranca en 1823 cuando Luis XVIII encarga a la maison un servicio de copas. Desde entonces, la casa se ganó una sólida reputación que la ha llevado a producir lo mismo exquisitas piezas para maharajás de la India, que candelabros para Zares o la corte imperial japonesa; pero no solo la realeza se ha dejado seducir por Baccarat: la Casa Blanca y el Palacio del Eliseo del gobierno francés, son algunas de las residencias oficiales que reciben a importantes mandatarios con esta cristalería.

 

Sin duda, esta casa es la encarnación misma del arte del buen vivir, y por eso, no podía dejar pasar sus primeros 250 años de existencia sin realizar un festejo digno de recordarse. Como patrimonio francés que es, la principal celebración se realizará en París: el Museo del Petit Palais albergará una muestra de 500 piezas icónicas del 15 de octubre de 2014 al 4 de enero de 2015.
Los afortunados asistentes podrán admirar una selección conformada -en su mayoría- por piezas de la colección privada de Baccarat, pero que se complementa con préstamos de los museos d’Orsay, Nancy, Louvre, des Arts Décoratifs, la Cité de la Cerámica y el Château de Compiègne.

 

La exposición incluirá piezas excepcionales como el florero monumental Negus, el tocador y silla de la Duquesa de Berry, los floreros ‘Simon’ creados para la Exposición Universal de París en 1867 y servicios de cena que fueron encargo de familias reales como la creada ex profeso para el Zar Nicolás II.

 

Además, las grandes casas de interiorismo alrededor del mundo se unirán a este festejo, como Casa Palacio, que a partir del 26 de septiembre contará con una exhibición especial de la marca y un coctel exclusivo para celebrar el 250 Aniversario.

 

Te invitamos a ser parte de esta celebración, descubriendo las piezas más representativas de esta casa francesa en Casa Palacio Antara.

 

cont1_250años

cont2_250años

cont3_250años

cont4_250años

cont5_250años

cont6_250años

Marcas / noviembre 03 2014

Rosenthal meets Versace

cover_vajillav

Rosenthal meets Versace

Dos casas icónicas unieron sus talentos para crear una colección única que incluye vajillas, cristalería, decoración y cubertería. El resultado es simplemente espectacular.

 

Ambas marcas son sinónimos de lujo: con más de 130 años de historia, la casa alemana Rosenthal es internacionalmente famosa por la calidad de sus porcelanas y cristalería, auténticos objetos de deseo, que son codiciados por entusiastas coleccionistas. ¿Y de Versace qué no se ha dicho? Hace mucho que esta marca italiana se alejó de la órbita del mundo de la moda, para convertirse en un estilo de vida. Cada una, a su manera, ha revolucionado el diseño y redefinido el concepto del savoir faire.

 

Por todo lo anterior, causó una gran expectación la noticia de que ambas marcas unirían talentos para lanzar una colección. Se trataba de enfrentar dos formas prácticamente opuestas de abordar el diseño. Pero, al final, el resultado fue extraordinario: la colección, Rosenthal meets Versace.

 

Esta maravillosa colaboración incluye varias líneas, tenemos, por ejemplo, una vajilla muy arriesgada: “Iconic Heroes”, exuberante, lujosa y por supuesto con todo el estilo que caracteriza a Versace, incluyendo su obsesión por el neoclasicismo, el barroco y la historia mediterránea.

 

Para los amantes del minimalismo y las líneas más sencillas está “Meandre d’Or”, sin duda una vajilla más acorde con la visión estética de Rosenthal: está realizada en blanco con delicados detalles en oro, incluyendo la famosa cabeza de Medusa, sello inconfundible del atelier Versace.

 

Las diferentes líneas de porcelana incluyen platos, platones y juegos de té, que se prestan para armar sets, permitiendo a los coleccionistas diseñar sus propias vajillas, convirtiéndose así en el último eslabón del proceso creativo. La colección se complementa con juegos de copas, cubertería y accesorios decorativos.

 

Sin duda, Rosenthal meets Versace es la mejor prueba de que cuando dos talentos unen esfuerzos, lo inesperado puede suceder. Descubre esta colección en el área de tienda Recibir y Compartir de nuestras tiendas en Antara y Santa Fe.

 

cont1_vajillav

cont2_vajillav

Versace new products 2013.pdf

cont4_vajillav

Versace novelties 2014.pdf

Marcas / octubre 23 2014

Entrevista: Michelle Klein de Baccarat

cover_michelle

Entrevista: Michelle Klein de Baccarat

La CEO para las Américas de esta casa francesa, visitó recientemente nuestro país para festejar los 250 años de esta emblemática empresa en Casa Palacio Antara.

 

Baccarat cumplió 250 años de ser sinónimo de lujo, buen gusto y sofisticación. Su cristalería es simplemente la más reconocida del mundo. Por supuesto, la maison está celebrando en grande su aniversario y Casa Palacio se ha sumado al festejo. Por lo pronto, en nuestra tienda en Antara, se realizó un montaje especial con algunas piezas de colección, como el candil Marie Coquine, creación de Philippe Starck, que llega por primera vez a México, así como algunas piezas prestadas por coleccionistas para festejar la ocasión. Al coctel en el que se presentó esta exhibición especial, asistió Michelle Klein, CEO para las Américas de Baccarat. Tuvimos la oportunidad de platicar con ella.

 

Michelle, ¿qué significa para ti ser parte de Baccarat?
Es un honor, recuerda que estamos hablando de una marca con 250 años de historia, que más que una empresa, es parte de la historia de Francia, y -¿por qué no decirlo?- del mundo. Yo, antes que nada, me considero una embajadora de Baccarat que busca poner en alto el nombre de la marca en los países que visito.

 

¿Qué significa para la casa celebrar 250 años?
Creo que nos hace darnos cuenta que somos parte de la historia. Baccarat ha sido testigo de muchos eventos que han definido esos más de dos siglos: desde el advenimiento de la revolución industrial, hasta la globalización que vivimos hoy en día. Guerras, gobiernos, reyes, modas… todo ha sucedido frente a las vitrinas de nuestras tiendas.

 

¿Qué lugar ocupa Baccarat en la cultura francesa?
Un sitio privilegiado en dos ámbitos; primero en el interno: para los franceses, Baccarat es sinónimo de lujo, savoir faire y buen gusto; no es raro que en estos hogares encuentres piezas que se han heredado por generaciones. En el ámbito externo, la marca provoca un sentimiento de orgullo, pues por su calidad y diseño, pone en alto el nombre de Francia en todo el mundo. Baccarat es simplemente una de las grandes referencias francesas.

 

¿Cómo ve el futuro la maison?
Con optimismo, pero también con responsabilidad: sabemos que tenemos que reinventarnos constantemente. Los diseños emblemáticos de Baccarat se siguen vendiendo, pues un clásico jamás pasa de moda, pero sabemos la importancia de ofrecer a nuestros clientes novedades y especialmente diseños modernos. Un buen ejemplo es nuestra asociación con Philippe Starck, quien diseñó, entre otras piezas, el sorprendente candil Marie Coquine, del que por cierto solo existe una pieza en México, y está aquí, en Casa Palacio.

 

¿Qué tan importante es el mercado mexicano?
Fundamental: por décadas los mexicanos han apreciado las piezas de la casa, incluso hay varios coleccionistas en el país. A nivel negocio, México, junto con Brasil, son el referente del gusto e intereses del resto de Latinoamérica.

 

cont1_michelle

cont2_michelle

cont3_michelle

cont4_michelle

cont5_michelle

Colaboradores / mayo 19 2014

Zénith Sur la Lagune por Philippe Starck

cover_candil

Zénith Sur la Lagune por Philippe Starck

El más icónico chandelier de la casa Baccarat, es reinterpretado por el enfant terrible del diseño, quien nos ofrece una maravillosa pieza en la que conjuga humor y belleza.

 

Las colaboraciones de Philippe Starck con la casa Baccarat siempre son un suceso; se trata del encuentro de dos mundos en apariencia opuestos: la tradición, el clasicismo y el savoir faire francés que representa la casa francesa, frente al desenfado, el futurismo y el diseño globalizado que propone Starck, todo un rockstar del diseño. Así, a las sorprendentes piezas de las colecciones Marie Coquine y Zénith Noir, se suma la más reciente reinterpretación del diseñador del icónico chandelier Baccarat: Zénith Sur la Lagune.

 

En esta pieza, a la sobriedad y elegancia clásica del chandelier de 24 luminarias, se suma un toque pop: tres cabezas de alce en cristal amarillo. El singular candil ha sido clasificado por la crítica como “un diseño que rinde homenaje al diseño posmoderno… al mismo tiempo que lo parodia”. Así de irreverente es esta pieza.

 

También hay que mencionar que el diseño de Zénith Sur la Lagune tiene la particularidad de que en el coinciden dos nombres de fama mundial en cuanto a cristal se refiere: Baccarat y Murano; y es que, en este ánimo global que propone Starck, la casa francesa decidió utilizar tanto sus cristales como los que se producen en la conocida isla de Murano, al norte de Venecia.

 

El maravilloso chandelier Zénith Sur la Lagune se exhibe en el área de contemporáneos en Casa Palacio Antara. No dejes de conocerlo y sorprenderte.

 

Picture12- 1463

cont2_candil

cont3_candil

Marcas / mayo 14 2014

Baker: La tradición como un lujo

cover_baker

Baker: La tradición como un lujo

Clásica, así se puede definir la propuesta estética de esta marca que por más de 100 años ha marcado la tendencia en mobiliario para la alta sociedad estadounidense. Descúbrela.

 

Fundada en 1890, la casa Baker se distingue por producir mobiliario de estilo clásico, sobrio y sobre todo muy elegante, en el que impera el cuidado en la manufactura y la selección de los mejores materiales; sin duda esto último se debe a su herencia europea: la marca fue fundada por un inmigrante holandés, Siebe Baker, que llevó a América ese gusto del viejo continente por las piezas de gran calidad, y por supuesto, de gran lujo. En los Estados Unidos, Siebe se encontró con una sociedad dinámica que se encontraba en plena búsqueda de un estilo propio. Baker les ofreció un mobiliario icónico, de formas en las que dialogan tradición y modernidad. Se trató pues, del nacimiento de un clásico: la elegancia norteamericana.

 

Claro que a lo largo de 100 años de historia, y pese a ser la creadora de un estilo que aún hoy perdura, la casa no fue ajena a las modas: el clasicismo, el redescubrimiento de oriente, la escuela Bauhaus… Sin embargo, Baker adoptó estas tendencias y las adaptó a su propuesta. El resultado fue tan bueno que constantemente re editan piezas de temporadas pasadas.

 

Para crear clásicos hay que trabajar con los mejores: Baker lo sabe y no dudo en invitar a grandes nombres del diseño a crear colecciones para la marca. Tal es el caso de Thomas Pheasant, quien propone modernizar el clasicismo, o Barbara Barry, quien hace de la elegancia una forma de vida.

 

Casa Palacio presenta, en exclusiva, los espacios de Baker dentro de Antara y Santa Fe con las colecciones de Pheasant y Barry. Definitivamente tienes que conocerlas.

 

cont1_baker

cont2_baker

cont3_baker

Regístrate ahora y se de los primeros en recibir nuestras promociones, tendencias y novedades exclusivas.

Selecciona las categorias de tu interés: TODAS
  • Ambientes
  • Colaboradores
  • Consejos
  • Decoración
  • Inspiración
  • Marcas
  • Mesa y Cocina
  • Mobiliario
  • Niños
  • Noticias
  • Recomendación
  • Tecnología
  • Videos
[constantcontactapi formid="1"]
Registrar ahora