Consejos / agosto 23 2013

Tus Cacerolas

cacerolas3

Tus Cacerolas

Todo lo que necesitas saber para elegir la cacerola más adecuada para tus alimentos.
 
Si eres una persona a la que le gusta cocinar, entonces ya sabes que existen platillos que deben prepararse en cacerolas o cazuelas con características específicas, ya que el material con el que están fabricadas, así como su resistencia, pueden alterar el sabor de la comida.
Existen muchos tipos de cacerolas, las hay de diversos materiales, de numerosos tamaños e incluso con diseños contemporáneos y divertidos. Pero para que sepas cuál es la que necesitas para cocinar tus platillos favoritos debes conocer las principales características de cada una.
 
Cacerola de Acero Inoxidable
El acero inoxidable es altamente resistente a la corrosión y a las manchas, razón por la que es utilizado para la fabricación de instrumentos de cocina. Es un material muy durable, fácil de limpiar y resistente al calor y a los golpes, además de tener un aspecto limpio.
Sin embargo, existen algunos agentes que pueden atacar la pantalla que protege a la cacerola de los agentes externos -llamada capa pasivadora- eliminando su capacidad de resistencia al oxido. Algunos de estos agentes son los rayones provocado por ciertas fibras a la hora de lavar, comida que no se limpió correctamente, exceso de sal y agua con muchos minerales. Para evitar el deterioro es conveniente utilizar utensilios de madera o silicona, lavar las cacerolas lo más pronto posible y secarlas inmediatamente.
Las cacerolas de acero inoxidable son ideales para alimentos de base líquida o que deben revolverse para evitar que se peguen a las paredes, aunque se puede utilizar para cualquier tipo de cocción y alimento.
 
Cacerola de Aluminio
Las cacerolas de aluminio son buenas para el uso diario, ya que son livianas y fáciles de limpiar. La mayoría tiene una cobertura antiadherente que le permite trabajar a altas temperaturas sin que la comida se pegue a la superficie.
El aluminio se calienta muy rápido por lo que no hay que esperar mucho para obtener los resultados de cocción esperados. También tiene la ventaja de que se enfría muy rápido una vez que se ha retirado del fuego.
Las cacerolas de aluminio suelen lastimarse fácilmente, ya que al ser tan livianas no resisten muchos golpes. Sin embargo, las de alta calidad son más gruesas que las promedio, lo que las hace más resistentes.
Para garantizar el cuidado del aluminio, no utilices utensilios de cocina que puedan rasparlo, es mejor que utilices utensilios de madera o silicona. Cuando cocines, ten cuidado en que las mangos y las asas no se encuentren directamente sobre el fuego para no dañarlas. No las utilices en el microondas.
 
Cacerola de Vidrio
Las cacerolas de vidrio térmico son ideales para los platillos que no necesitan ningún tipo de alteración en el sabor, como lo podría ocasional una cacerola de barro o de hierro, ya que al ser fabricadas con un material neutro no contaminan ni reaccionan con los alimentos. Son muy versátiles, ya que la mayoría se puede utilizar en el horno, al fuego y en el microondas, además de servir como contenedor de comida en el refrigerador o congelador.
Sin embargo, las cacerolas de vidrio no resisten temperaturas muy altas, además de que al transmitir de manera directa el calor pueden llegar a quemar los alimentos si no se les supervisa.
Recuerda que el vidrio no resiste cambios de temperatura bruscos, por lo que antes de meter una cacerola de vidrio al refrigerador, se debe dejar que esté a temperatura ambiente después de haber estado al fuego. Lo mismo en el caso contrario, al pasar de frío a calor.
 
Cacerola Enlozada
Las cacerola esmaltadas o recubiertas con una capa de loza son muy populares, ya que generalmente son muy económicas aunque no tan durables como las fabricadas con otros materiales, ya que una vez que la cobertura se daña es muy probable que la cacerola se oxide y no sirva más. Por esto es necesario tener cuidado al lavarlas para evitar rayones o golpes que puedan generar este daño. Es aconsejable utilizar utensilios de madera o silicona al cocinar.
La capa de loza en estas cacerolas las hace no tóxicas, por lo que se pueden utilizar para cocinar todo tipo de alimentos, aunque es necesario mover la comida para que no se pegue al fondo, lo que también podría dañar la capa.
 
Cacerola de Barro
En la cultura mexicana, las cacerolas de barro son utilizadas para cocinar platillos tradicionales ya que algunas personas dicen que les confieren a los alimentos un sabor muy particular. Son generalmente utilizadas para preparar alimentos de cocción lenta que requieren poca agua o que deben colocarse en el horno.
El barro tiene la particularidad de seguir calentándose durante varios minutos después de haber sido retirado del fuego, por lo que es necesario calcular el tiempo de cocción considerando esta característica, pero es también la razón por la que una cazuela de barro puede ser utilizada para preservar el calor de los alimentos incluso después de haberlos servido.
La tradición indica que antes de utilizar por primera vez una cazuela de barro, sobre todo si no ha sido tratada, hay que “curarla”, es decir, prepararla para evitar que absorba los sabores de los alimentos que se cocinan en ella. Existen diferentes formas de curar el barro, que pueden varían por zonas geográficas o tradiciones, y que se transmiten de generación en generación. Una manera de hacerlo es untando la cacerola con ajo o con aceite, por adentro y por fuera, y dejándola reposar toda la noche. Al día siguiente solo debe enjuagarse con agua fría y jabón neutro.
La desventaja de las cacerolas de barro es que el recubrimiento que las hace brillantes algunas veces contiene plomo, lo cual podría ser tóxico si se utiliza en exceso.
 
Cacerola de Hierro
El hierro tiene la capacidad de resistir el calor por mucho tiempo, por lo que una cacerola de este material puede soportar muchas horas de cocción. Las cacerolas de hierro son también resistentes y duraderas, aunque son muy pesadas.
Asegúrate de que tu cacerola esté porcelanizada o tratada, para que no tengas que “curarla” y evites que el hierro pase a la comida con facilidad. Recuerda que los alimentos cocinados en cacerolas de hiero pueden adquirir un sabor similar a aquellos que se cocinan a la parrilla.
 
Cacerola Con Teflón
El teflón es un polímero que funciona como antiadherente y que resiste altas temperaturas. Se encuentra en diversas ollas y cacerolas porque éste permite cocciones rápidas y sin la necesidad de mucha grasa o aceite.
Las cacerolas que tienen teflón se calientan muy rápido, por lo que es necesario tenerlas siempre vigiladas y no utilizar mucho calor al cocinar con ellas. Ten mucho cuidado en no calentarla si no tiene ningún alimento, esto podría quemar el teflón y levantarlo.
Utiliza utensilios que no rayen la capa de teflón, de preferencia de madera o silicona, y lava con mucho cuidado, utilizando una esponja suave y jabón líquido.

 
 
 
cacerolas4

cacerolas2

caceloras1

caceloras

Consejos / diciembre 10 2019

¿UNA IDEA DE DECORACIÓN?… ¡MURALES!

Para revitalizar un espacio o incluso transformarlo por completo, nada como recurrir al arte, por ejemplo: pintando un mural en casa. Esta es una gran idea especialmente cuando se trata del cuarto de los niños y es que es una manera de aportar un toque lúdico y divertido a una habitación en la que despertar la imaginación es tan importante.

¿La sugerencia? Hay que hacer una lluvia de ideas con los más pequeños para saber cuáles son sus cosas favoritas para después llevarlas a sus muros en una obra única y pensada para especialmente para ellos.

Para inspirarnos, la arquitecta y artista tapatía Priscila González Urrea nos compartió algunos de los murales que ha pintado dentro de casas. En su caso, es una muralista que ha construido un lenguaje inspirándose en la naturaleza, a partir de la cual crea mundos fantásticos que fascinan a chicos y grandes por igual.

Sin duda, su propuesta es una muestra del poder transformador de una obra artística dentro de un espacio arquitectónico. ¿Te interesa conocer más de su trabajo o incluso contactarla? Entonces entra aquí a su Instagram.

 

Consejos / diciembre 03 2019

LOMO DE CERDO EN SALSA AGRIDULCE

Inicia diciembre y en nuestro Taller de Cocina continuaremos por un par de semanas con el tema “Celebración”, con deliciosas recetas para que sorprendas a quienes más quieres en la cena de Navidad y Año Nuevo, como este lomo que ayer aprendimos a preparar.
No lo olvides: las clases son los lunes de 11:30 a 13:00 hrs., martes de 16:00 a 18:00 hrs. y miércoles de 11:30 a 13:00 hrs. en Casa Palacio Antara. El taller tiene un costo de $100.00 por clase.
Reserva tu lugar mandando un correo a [email protected]

 

UTENSILIOS

– Fuente “Mariefleur” de Villeroy & Boch
– Olla alta “Moment” de Zwilling J A Henckels
– Cuchara para pasta de Silit

 

INGREDIENTES

• Salsa de chile dulce ½ taza
• Salsa soya ½ taza
• Paprika 2c
• Cebolla en polvo c/s
• Jengibre 1c
• Mostaza 1c
• Azúcar mascabado ¼ taza
• Ajo 2 dientes
• Solomillo 1kg
• Pimienta c/s
• Jugo de naranja ½ taza
• Miel de abeja ¾ taza
• Canela c/s
• Sal c/s
• Aceite c/s
• Pasta 1 paquete
• Brócoli ½ pieza
• Queso parmesano 50gr
• Crema 250ml
• Mantequilla 7gr

 

PREPARACIÓN

– Mezcla la miel, salsa de chile dulce (la encuentras en tiendas de productos chinos), soya, jugo de naranja, azúcar mascabado, jengibre, ajo finamente picado, mostaza, canela, paprika, cebolla en polvo y la sal, hasta incorporar todo perfectamente y obtener una mezcla homogénea.
– Brida el solomillo con hilo de cáñamo y marina con la mezcla 25 minutos.
– Sella en un sartén con aceite y hornear por 35 minutos a 180°C.
– Cuece pasta al dente; saltéala en mantequilla. Blanquea el brócoli.
– Para montar, coloca el lomo en una fuente, pon la pasta y el brócoli alrededor… ¡y listo!

Consejos / noviembre 27 2019

LA CASA EN INVIERNO

¿Tomaste en cuenta nuestros consejos para prepararte para los meses más fríos? Si no lo has hecho, aún estás a tiempo. Consúltalos aquí. Pero aunque tu casa esté lista para recibir al invierno, aún así hay que tomar en cuenta algunas de las recomendaciones de los expertos para que tu hogar se mantenga en optimas condiciones. Por ejemplo…

– ¿Ya cambiaste tus focos regulares por ahorradores? Recuerda que en estos días de menos luz, permanecen más tiempo prendidos. Por eso, es importante usar los que ahorran energía. Tu bolsillo te lo agradecerá.

– No te olvides de tus plantas de interior: el frío y la falta de luz les sientan fatal. Para que sobrevivan el invierno, poda las hojas muertas, remueve la tierra y agrega abono.

– Ventila la casa en las horas de más sol; con que abras las ventanas 15 minutos basta. Así el calor no escapará y evitaras tener que usar la calefacción más de lo debido.

– La navidad es la época de los ‘arbolitos’, adornos de luces, velas… y de los accidentes. Por eso recuerda que: antes de poner una serie de luces, revisa que esté en buen estado (y prefiere las de LED). Jamás dejes prendidas las luces del árbol si no estás en casa. Mucho menos velas. ¿Un consejo para este y todos los meses? Ten siempre en casa un extintor.

– ¿Estás contemplando adquirir una chimenea portátil ? Prefiere las que usan bioetanol. Son más seguras y ecológicas.

Consejos / noviembre 05 2019

MUSLOS DE POLLO CON MEMBRILLO

El año se nos escapa de las manos y estamos a nada de comenzar esos días en los que nos reunimos con los que más queremos para festejar, regalar, brindar… ¡y desde luego comer delicioso! Por eso, este mes el tema de nuestro Taller de Cocina es “Celebración”. Acompáñanos y sorprende en tus reuniones navideñas y de fin de año con recetas como la que en esta ocasión te compartimos.

No lo olvides: las clases son los lunes de 11:30 a 13:00 hrs., martes de 16:00 a 18:00 hrs. y miércoles de 11:30 a 13:00 hrs. en Casa Palacio Antara. El taller tiene un costo de $100.00 por clase.

Reserva tu lugar mandando un correo a [email protected].

 

 

UTENSILIOS

  • Exprimidor True

exprimidor

  • Molino de pimienta de Cole & Mason

 

pimentero

 

  • Sartén AMT Gastroguss

 

INGREDIENTES

  • Muslos de pollo, 1 Kg
  • Echalotte, 4 dientes
  • Ajo, 1 diente
  • Canela, 1 rama
  • Pimienta negra, c/s
  • Cúrcuma, ½ c
  • Azafrán, c/s
  • Membrillos, 3 piezas
  • Limón, 1 pieza
  • Miel, 4C
  • Caldo de pollo, 1 taza
  • Sal, c/s
  • Vino blanco, 200ml
  • Aceite de oliva, c/s
  • Tomillo, 3gr

 

PREPARACIÓN

 

  • Salpimenta los muslos de pollo y después los untamos con un poco de aceite y tomillo.

 

  • Pela y corta el echalotte y el ajo. Repite la operación con los membrillos y reserva.

 

  • Calienta el aceite en un sartén, añádele canela, pimienta y cúrcuma. Incorpora el  echalotte y el ajo, cuando estén sazonados añade el pollo. Deja que se dore bien antes de incorporar el vino.

 

  • Incorpora los membrillos y el jugo de un limón. A los 5 minutos añade la miel.

 

  • Cubre con agua y deja que se cocine durante unos 25 minutos.